jueves, 23 de abril de 2009

NO LO PODEMOS PERMITIR


No puede ser posible que “Los legisladores del Distrito Federal sean los más caros de México, que cuesten más incluso que los Diputados y Senadores de la República.”
“Que le cuesten al erario cerca de 18.4 millones de pesos” y que en ese contexto hayan quedado decenas de Iniciativas pendientes de aprobar, muchas de ellas de suma importancia, como la Iniciativa para la protección de menores de edad víctimas del delito y que con el fin de evitar su revictimización se propuso reformar diversas disposiciones del CÓDIGO DE PROCEDIMIENTOS PENALES, CÓDIGO PENAL Y LEY DE ATENCIÓN Y APOYO A LAS VÍCTIMAS DEL DELITO.
Que de acuerdo con cifras oficiales, 4% de las denuncias presentadas son por abuso sexual. Que entre 1997 y 2003 se registraran 53 mil violaciones sexuales de menores, “Para quien ha sufrido de abuso sexual o una violación, así como para sus familiares, no es accesible la justicia, ya que aún se sigue produciendo en casi todas las instancias sociales un hecho irracional: la inadmisible protección al violador y abusador sexual.”
Es necesario que la ley recoja la defensa de los derechos más elementales de las niñas y los niños quienes deben ser protegidos en todo momento por el Sistema de Procuración de Justicia.
Será tal vez para la siguiente legislatura la oportunidad de aprobar dicha iniciativa, mientras tanto no podemos acostúmbranos a ver con normalidad casos como el de “Casitas del Sur” acostumbrarnos a ellos y permanecer callados.


MIGUEL ADAME VÁZQUEZ.
Abuso Sexual Infantil, Nunca Más.
Publicar un comentario