lunes, 23 de enero de 2012

Alarmante: 1500 niños fueron atendidos por sufrir abuso sexual en el 2011


Alarmante: en el 2011 casi 1500 niños fueron atendidos por sufrir abuso sexual en el Perú
Alarmante: en el 2011 casi 1500 niños fueron atendidos por sufrir abuso sexual en el Perú
Los niños asumen conductas que pueden ayudar a los padres de familia a identificar un posible abusador.
Según cifras del Módulo de Atención al Maltrato Infantil (MAMIS), del Ministerio de Salud, en el 2011 se han atendido 1493 casos por abuso sexual, a nivel nacional. Es decir, que la cifra aumentó respecto del 2010, año en que se registraron1395 casos por este mismo motivo.
 
Giovany Rivera, jefa del departamento de psiquiatría infantil del Hospital Víctor Larco Herrera, recomendó a los padres supervisar las actividades de sus hijos, aun siendo adolescentes, pues “si bien a esta edad quieren ser independientes, eso no significa que los padres estén ajenos a los lugares donde asisten y a las personas que los acompañan”.
 
La doctora agrega que a pesar de que la persona destinada para quedarse con los niños, sea “de confianza”, esta debe ser monitoreada, pues son los familiares más cercanos, los que suelen ser los abusadores de los menores.
 
Desde su punto de vista, los niños asumen conductas que pueden ayudar a los padres de familia a identificar un posible abusador o simplemente, alguien con quien ellos no se sienten cómodos.
 
Por ello, la doctora Rivera recomienda observar si el pequeño siente miedo o manifiesta alguna señal de rechazo que no tiene empatía con alguien. “Si es bien tratado y bien querido, el menor se va a querer quedar con esa persona, sin mayor dificultad”, explica la especialista.
 
Algunos padres de familia piensan que el abuso sexual es vergonzoso y que es mejor quedarse callados. Ante ello, la especialista indica que, aunque el trabajo es duro, sí es posible rehabilitar a un menor que ha sido víctima de abuso.
 
“Todo depende de la colaboración de la familia, quienes muchas veces, lejos de brindar un apoyo, inciden en el tema de la culpa y el abandono”, explica. A ello hay que sumarle la capacidad de superar los obstáculos de las víctimas (resilencia) y la terapia psicológica.
Publicar un comentario