miércoles, 16 de febrero de 2011

¿CÓMO CAMBIÓ MI VIDA?

En los talleres de El Coraje de Sanar, a menudo [Laura Davis] comienzo por pedir a los sobrevivientes que observen los efectos de largo plazo que el abuso dejó en sus vidas. Tan pronto como traigo el tema a colación, una atmósfera pesada desciende sobre la sala. Conforme vamos contando la larga lista de efectos, veo tres reacciones primarias: reconocimiento, desesperación e ira.

Los sobrevivientes frecuentemente no están conscientes de las conexiones entre el abuso sexual y sus problemas actuales. Mientras yo escribo los múltiples y variados efectos en una gran hoja de papel, los sobrevivientes alrededor de la sala asienten con sus cabezas y dicen cosas como “Oh, yo también. Yo también. No sabía que estaba relacionado. ¡Oh, es por eso que me evado y desaparezco!”. Ellos están experimentando el reconocimiento –se están dando cuenta que las dificultades que están enfrentando de hecho son el resultado directo del abuso.

Con el reconocimiento viene el alivio. Te das cuenta que muchos de los problemas en tu vida son el resultado natural de una infancia con abuso, no son historias bizarras que inventaste por tu cuenta. Ves que los problemas que enfrentas son compartidos por otros sobrevivientes y tu sentimiento de vergüenza y aislamiento disminuye. El peso sobre tus hombros se siente un poco más ligero.

Pero conforme la lista de efectos crece, la segunda respuesta es con frecuencia, la desesperación. El proceso de evaluación consiste en nombrar las pérdidas. Posiblemente estarás devastado cuando ves todas las formas cómo el abuso te ha afectado y te ha limitado. Puedes sentirte desesperanzado y pensar. “¿Cómo podré alguna vez sobreponerme al peso de todo este daño?”

La tercera respuesta común es la ira. Conforme te das cuenta que tu vida adulta ha sido devastada por los actos egoístas de alguien más, te sentirás furioso por lo que te fue hecho. Piensas “¿Cómo puedo esto haber sido hecho contra mí? Odio a mi agresor. Quiero venganza”.

En estos ejercicios evaluarás la manera cómo el abuso sexual ha afectado tu vida, identificando los efectos in siete áreas diferentes. Algunos de estas áreas problemáticas específicas te resultarán familiares; otras te harán pensar del abuso de una nueva forma. Al final de la evaluación, enlistarás tus fortalezas. El tercer ejercicio, una actividad artística, te permitirá experimentar los efectos en un plano más emocional. Finalmente, analizarás el papel que el abuso ha jugado en tu vida en comparación con otras influencias.

Los siguientes ejercicios pueden ser muy inquietantes. Muchos de nosotros hemos minimizados los efectos del abuso así como el abuso en sí. Como resultado, estos ejercicios son particularmente difíciles para hacerse solo. Hazlos con otros sobrevivientes, o comparte tus pensamientos y sentimientos con alguien una vez que los hayas hecho.

EVALUANDO EL DAÑO

Las afirmaciones enlistadas más adelante son típicas de las experiencias y sentimientos de sobrevivientes de abuso sexual infantil. Ya que el abuso afecta a las personas de diferentes maneras, algunas de las afirmaciones se aplicarán a tu caso y otras no. Mirar tus respuestas puede mostrarte las áreas de tu vida que han sido más fuertemente influenciadas por el abuso.

Si has estado trabajando en estos temas por mucho tiempo, puedes usar estas evaluaciones para identificar el progreso que has logrado. Las afirmaciones con las que te hubieras identificado en el pasado podrían parecer irrelevantes para ti en la actualidad. Una proposición que hubieras marcado como “frecuentemente” hace un año o dos, ahora podría ser “rara vez”. Si has estado sanando desde hace algún tiempo, trata de enfocarte trata de enfocarte en las áreas donde has hecho progresos. Permítete sentirte orgullosa(o) de la forma como tus respuestas han cambiado. Luego regresa a tus respuestas y echa una mirada a las áreas que todavía necesitan atención y sanar.

Lee cada oración e indica con qué frecuencia tú tienes esa experiencia o te sientes de esa manera (marca la inicial que corresponde a la frecuencia de tu propia experiencia):

Autoestima Siempre Frecuentemente Algunas veces Rara vez Nunca

Me siento sucio(a), como si hubiera algo malo en mí. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Algunas veces pienso que estoy loca(o). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento avergonzada(o) _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Soy diferente que otras personas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento desvalido(a) _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Si la gente realmente me conociera, ellos me abandonarían. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Quiero morir. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me quiero suicidar. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me odio. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

La paso mal tratando de cuidar de mí misma(o). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No merezco ser feliz. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No confío en mi intuición ni en mis sentimientos. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

A menudo me siento confundida(o). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No sé cómo establecer metas y seguirlas hasta lograrlas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo miedo del éxito. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Soy un fracaso. No me siento capaz de realizar un buen trabajo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Utilizo el trabajo para esconder los sentimientos de vacío dentro de mí. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Soy perfeccionista. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me invento muchas de historias sobre mi vida. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me he robado muchas cosas en las tiendas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Mis sentimientos

No creo que los sentimientos sean muy importantes. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Frecuentemente no sé qué estoy sintiendo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No puedo distinguir un sentimiento de otro. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Sólo experimento una o dos emociones. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

La pasó mal tratando de expresar mis sentimientos. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil llorar libremente. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Lloro todo el tiempo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento incómoda(o) cuando me siento muy feliz. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento nervioso(a) cuando las cosas están tranquilas y relajadas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento enfurecido(a) la mayor parte del tiempo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Casi nunca me enojo. Me da miedo enojarme. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me deprimo mucho. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo muchas pesadillas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo ataques de pánico. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Si realmente me dejara ir, mis sentimientos se saldrían de control. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He sido violento(a). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Todavía no he sido violento(a) pero me preocupa que pueda llegar a serlo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Mi cuerpo

No estoy “en mi cuerpo” gran parte del tiempo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Frecuentemente me evado. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Mi cuerpo con frecuencia se siente entumecido. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Siento como si mi cuerpo estuviera separado del resto de mí. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No presto mucha atención a las señales de mi cuerpo (apetito, cansancio, dolor). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Creo que mi cuerpo es horrible. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Escondo mi cuerpo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Soy disléxico(a). Tuve discapacidades del aprendizaje mientras estaba creciendo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Uso más drogas o alcohol de lo que creo que debería. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

A menudo como compulsivamente. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Trato de no comer o como y vomito. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me lastimo a mí misma(o) a propósito (me corto, me quemo, o me hiero) _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo enfermedades que creo que están relacionadas con el abuso. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He hecho ejercicio para hacer mi cuerpo más fuerte, así que no me sentiría como una víctima. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He tenido recuerdos del abuso durante una cirugía o algún otro procedimiento médico. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me da miedo ir al dentista. Odio la sensación de tener cosas dentro de mi boca. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

(Para mujeres) Me da miedo ir al ginecólogo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Intimidad

A menudo me siento ajeno(a) a otras personas, como si yo fuera de otro planeta. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

La mayoría de mis relaciones simplemente no funcionan. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No tengo muchos amigos. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Estoy bien con mis amigos, pero simplemente no puedo hacer que las cosas funcionen con mi pareja. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Creo que realmente yo estoy destinada(o) a estar sola(o). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No estoy segura(o) que yo merezca ser amada(o). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No sé lo qué significa el amor. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil confiar en las personas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Creo que las personas me van a abandonar. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Pongo demasiado a prueba a las personas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil recibir cariño o dar cariño a alguien más. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me da miedo hacer un compromiso. Cuando las personas se acercan demasiado entro en pánico. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me cuesta mucho trabajo decir NO. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Las personas de aprovechan de mí en las relaciones. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me involucro con personas inapropiadas o inaccesibles. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me he relacionado con personas que me recuerdan a mi abusador. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Estoy peleando mucho con mi pareja. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Algunas veces pienso que mi pareja es mi abusador. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

El abuso sexual está realmente creando problemas en mi relación. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Sexualidad

Evito el sexo. En lo profundo de mi ser, desearía nunca tener que lidiar con el sexo otra vez. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Soy célibe. No he tenido sexo en años. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Realmente creo que el sexo es asqueroso. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No siento deseo sexual. Pienso que hay algo básicamente mal conmigo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

El sexo no es placentero para mí. Frecuentemente tengo sexo para hacer feliz a la otra persona. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Trato de usar el sexo para satisfacer la mayor parte de mis necesidades. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Realmente siento que tengo sexo en exceso. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Sexo y agresión están realmente conectados para mí. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil acercarme de manera no sexual. Simplemente no es satisfactorio. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Frecuentemente voy tras sexo que no quiero. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

El sexo es la actividad en la que me desempeño mejor. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me he vendido a mí misma(o) por sexo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He tenido sexo con personas que no respetan. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He sido abusado sexualmente de adulto. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Necesito controlar todo en relación con el sexo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me cuesta trabajo estar presente cuando hago el amor. Me siento entumecida(o) demasiado durante la relación sexual. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Cuando soy sexual, tengo sentimientos atemorizantes, terribles, que no entiendo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Con frecuencia tengo recuerdos del abuso mientras estoy haciendo el amor. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento sexualmente estimulado(a) cuando leo o hablo sobre abuso sexual, _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me excitan las fantasías violentas o sádicas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento avergonzado(a) de mi sexualidad. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He abusado sexualmente de otros. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Hijos y paternidad

Me siento alerta e incómodo cerca de niños y niñas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me cuesta trabajo ser afectuoso con niños y niñas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me cuesta trabajo establecer límites a los niños y niñas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil balancear mis necesidades con mis hijos. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

(Para padres) me siento inadecuado(a) como padre (madre). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo problemas para proteger a los niños y niñas que cuido. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tiendo a ser sobreprotector(a). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He protegido exitosamente a niños y niñas. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Tengo miedo de ser abusivo. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

He abuso de infantes. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Mis hijos han sido abusados (por alguien más). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Mi familia de origen

Tengo una relación tensa con mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Miembros de mi familia me han rechazado (o viceversa). _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me resulta difícil establecer límites a mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Algunos miembros de mi familia invalidan mis sentimientos y experiencias. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Me siento loco(a) cuando estoy con mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

No pudo ser honesto(a) con mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

El abuso sexual todavía es un secreto en mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Todavía hay incesto en mi familia. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Estoy esperando que los miembros de mi familia se acerquen y me apoyen. _S_ _A_ _F_ _R_ _N_

Si muchas de las afirmaciones en estas listas te son familiares, te debes sentir abrumada(o) ahora mismo. Pero el propósito de este ejercicio no es abrumarte; es mostrarte que hay una razón por la cual experimentas las cosas que te pasan. Es para señalar las áreas que necesitan sanar.

A pesar que el libro de ejercicios de El Coraje de Sanar no atiende todas las áreas cubiertas en esta evaluación (el libro de El Coraje de Sanar sí cubre todas las áreas), es posible sanar cada uno de los efectos de largo plazo mencionados. Es posible modificar dramáticamente tu vida de modo que tus respuestas a estas afirmaciones en dos años a partir de ahora se parecerán poco a tus respuestas actuales.

Completa las siguientes afirmaciones:

Cuando miro mis respuestas, me siento…

Me he sentido más fuertemente afectado(a) en las áreas de…

Me he sentido menos afectada en las áreas de…

Las afirmaciones más difíciles de reconocer para mí fueron…

Me siento esperanzado(a) acerca de hacer cambios en…

Ya he estado haciendo importantes avances en las siguientes áreas:

Me siento más desesperanzado(a) acerca de cambiar…

Fui sorprendida(o) por…

Aprendí…

Cosas para pensar:

• ¿Cómo se comparan mis respuestas con lo que yo esperaba?

• ¿Cómo afectó esta evaluación la dirección que quiero tomar en mi recuperación?

IDENTIFICANDO MIS FORTALEZAS

Cuando miras los efectos negativos del abuso en tu vida, es difícil imaginar que has podido desarrollar fortalezas al mismo tiempo. Sin embargo, todos desarrollamos fortalezas a pesar de nuestro abuso, o tal vez a causa del abuso. No quiero decir, de ninguna manera, que hay un lado positivo en el abuso o que deberías “mirar el lado positivo del abuso”.

En una entrevista reciente, se me pidió [a Laura Davis] discutir el éxito de El Coraje de Sanar y los seminarios que dirijo. En algún punto, el entrevistador preguntó si estoy contenta con que el abuso haya ocurrido, no por el dolor, sino por las oportunidades que me había traído. Estuvimos riendo y bromeando, pero cuando ella hizo esa pregunta me puse seria. “Absolutamente no”, le respondí con una vehemencia que me sorprendió. “Hubiera dado todo porque el abuso no ocurriera. Podría haber estado motivada a escribir un libro debido a una influencia positiva, porque hubiera sido conmovida por una pieza de música, o porque hubiera tenido una profunda experiencia de amor. Yo escribí El Coraje de Sanar porque yo sufría un terrible, insoportable dolor. No importa que resultara de esto. Jamás estaré contenta con que haya sucedido”.

Reconocer tus fortalezas no significa que tengas que minimizar tu abuso o descontar los efectos negativos que tuvo en tu vida. Más bien, es una forma de sentirte bien acerca de ti mismo(a) a pesar de lo que te sucedió. Es una forma de reconocer las habilidades y cualidades que te permiten sanar.

En la siguiente lista, marca las afirmaciones con las que te identifiques. Agrega cualquier otra fortaleza que puedas pensar.

__ Soy obstinado(a). No me daré por vencido(a).

¬¬__ Tengo determinación. Cuando me propongo algo, persisto.

__ No permitiré que nadie más abuse de mí otra vez.

__ Siento empatía por otras personas que sienten dolor.

__ Entiendo el sufrimiento humano.

__ Si pude pasar el abuso, puedo pasar lo que sea.

__ No tengo muchas ilusiones acerca del mundo. Veo las cosas tal cual son.

__ Soy auto suficiente. Puedo cuidar de mí misma(o).

__ Soy valiente.

__ Soy perceptiva(o) y puedo imaginarme qué está pasando realmente.

__ Sé cómo manejar una crisis.

__ Sobreviví.

__ Soy tranquila(o) y paciente.

Si no eres capaz de identificar muchas o ninguna de tus fortalezas, no estás sola(o). A veces, cuando estás inundado(a) con efectos negativos y te sientes mal acerca de ti mismo(a), es difícil reconocer tus fortalezas. Pero ahí están. De otro modo, tú no habrías sobrevivido. Si tuviste un mal momento con este ejercicio, regresa más tarde y trata de responder otra vez una vez que hayas avanzado en este libro. O pídele a personas cercanas a ti que te digan las fortalezas que ellos ven en ti.

Cosas para pensar:

• ¿Se siente como traicionarme a mí misma(o) el pensar en mis fortalezas? Si es así, ¿por qué?

• ¿Me puedo sentir bien acerca de las fortalezas que desarrollé mediante la adversidad? ¿Por qué sí o por qué no?

ACTIVIDAD: DIBUJANDO LOS EFECTOS

Algunas veces es difícil expresar la forma cómo nos sentimos mediante palabras. Puede ser más fácil hacerlo por otro medio, como arte o dance. En una hoja de papel, haz un dibujo de las formas cómo el abuso te lastimó. Utiliza crayones, lápices de colores, pinturas o gises.

Si lo prefieres, haz un collage. Hojea revistas, circulares, periódicos y anuncios, y recorta y pega las imágenes, así como las palabras que reflejen las formas cómo has sido influenciada(o) negativamente por el abuso. Cuando hayas terminado, haz un segundo collage. Representa las fortalezas que hayas desarrollado como resultado del abuso. Éstas pueden incluir cosas como valor, perseverancia, auto suficiencia y determinación. Deja que el collage exprese tu orgullo que sobreviviste contra todos las probabilidades.
Publicar un comentario