miércoles, 26 de octubre de 2011

Los caramelos


Mami mami entro llorando Teresita, me lastimo Miguel!! Me dueleeee…. Solo eso atinaba a decir entre lágrimas la pequeña de 4 añitos.
A las 10 de la noche Lolita, su tía, hacia dormida a la niña nunca pensaron que mientras ella y su hermana platicaban cómodamente en el otro cuarto, estaba sucediendo la desgracia.
-Pero que te paso le preguntaron y Teresita en medio de su llanto les decía: Es que Miguel me dijo que me iba a dar unos dulces que me compro y los tenia en su cuarto y me llevo mami, pero me jalo y me tiro a la cama y me lastimo aquí, decía mientras señalaba sus partes intimas.
De inmediato su madre le quito su pantaloncito y pudo comprobar que en efecto, su pequeña había sido violada por el vecino que de algún modo se las había ingeniado para sacar a la niña sin que lo vieran.
Apenas pudo Juana, la madre de la chiquita; contenerse de ir a cobrársela en ese instante al monstruo, solo atino a llevar a su hija al cuarto y consolarla, mientras su hermana se encargo de dar aviso a las autoridades y vecinos para impedir que escapara impunemente.
Ahora Miguel esta tras las rejas ¿Por cuánto tiempo? No lo sabemos; lo que si es una realidad el día de hoy es que la infancia de Teresita fue brutalmente transformada por este cobarde ataque a su inocencia y su cuerpo.

Publicar un comentario